Diferencias entre un hombre y un patán. Has vivido engañada


Tenemos que aclarar que no TODOS los hombres son patanes. El detalle es que tienes que saber dónde buscarlos, porque créeme, si te vas a un bar y pretendes encontrar al amor de tu vida un viernes en la noche, no vas a tener éxito, claro, no dudo que haya quienes sí lo encuentren, pero seamos realistas… 

Ahora la pregunta interesante: ¿Cómo puedes distinguir a un caballero de un patán? La respuesta la encontrarás en lo siguientes puntos. Presta mucha atención debido a que nunca más te volverán a romper el corazón. 


10. El patán te agarra las nalgas en público




Es una acción típica que hace todo hombre patán.  A él, no le importa si hay gente viéndolos o no, te apaña porque quiere demostrar que es el macho dominante. El caballero al contrario, sólo te toma de la mano y no te expone de esa manera. 

9. El patán te chifla en la calle 


Por ejemplo, vas caminando tranquilamente por el centro de la ciudad y de repente escuchas chiflidos, y comentarios de mal gusto -por no decir nacos-.  El caballero, si le gustaste se acerca tranquilamente y te dice lo bien que te ves y pregunta por tu nombre. 

8. El patán “te pita” para que salgas 


Si vas a salir por primera vez con alguien, el patán llega tarde por ti y además, no se toma la molestia de bajarse del auto, simplemente te pita para que salgas lo más rápido posible.  El caballero, llega puntual, se baja del auto, camina hasta la puerta de tu casa, toca el timbre y se presenta con quien esté. 

7. El caballero te abre la puerta del auto


Independientemente si es la primera cita o no, el caballero siempre o la mayoría de las veces te abre la puerta para que te subas al auto, el patán JAMÁS lo hace, este “pequeño detalle” no existe en su repertorio de acciones. 

6. El caballero te hace halagos  


No importa el día, la hora o el lugar, él no dudará en recordarte lo hermosa que eres, en lo bien que te ves, y créeme si te esforzaste en arreglarte te lo va a reconocer.  El patán en cambio no muestra interés alguno en pronunciar siquiera un: “Que linda te ves hoy”.  

5. El patán “escanea” mujeres enfrente de ti


Es una realidad que mujeres hermosas hay en todos lados y es inevitable no notar su presencia, el detalles es que el patán “se las come con la mirada” descaradamente y deja de prestarte atención a ti por verlas a ellas, el caballero hace como que no vio nada y todo el protagonismo es para ti.

4. El patán te deja “en visto”


Para empezar, él “a la larga” te mandará un mensaje y sólo “por cumplir” no porque le nazca. Sin embargo, si tú tomas la iniciativa de saludarlo él simplemente ignora tu texto y te contesta cuando tenga ganas de hacerlo -pueden pasar horas para que lo haga-, en cambio el caballero, por más ocupado que esté busca estar en contacto contigo y saber de ti, aunque sea sólo para desearte un “bonito día”.   

3. El caballero está lleno de sorpresas


Para él es importante demostrarte lo mucho que piensa en ti y cuanto te quiere, por eso tiene pequeños detalles como regalarte un chocolate, una rosa hasta llevarte a pasear todo un domingo; el patán es tacaño hasta para regalarte un chicle y ni siquiera se esfuerza en quedar bien contigo. 

2. El caballero te presenta con su familia


No duda un momento en presentarte con ellos, además te invita a todas las reuniones, cumpleaños y lo más importante te da tu lugar esté quien esté.  El patán te da largas para presentarte con sus papás y si lo llega a hacer fue “más a fuerzas que nada”;  muy rara vez te invita a los eventos familiares y te pone pretextos como: “va a estar muy aburrido” o “va la pura familia”… En fin.   

1. El patán se va justo después de tener relaciones sexuales


Así como lo lees, y todavía súmale que él busca su propio placer, es decir, no le interesa en lo más mínimo que tú también disfrutes, o por el contrario se queda dormido. El caballero después de la intimidad, te apapacha, te da besitos, y lo más importante, si se tiene que ir, lo hace después de un tiempo prudente. 

Así que la próxima vez que conozcas a alguien, evalúa que quieres en tu vida, si a un patán o aún caballero, sin embargo, recuerda que las dos opciones son válidas, sólo que toma en cuenta las consecuencias.

Recomendados
Recomendados