Esto es lo que le pasa a tu cuerpo cuando descubres una infidelidad


5- Sientes dolor físico 


Un estudio de la Universidad de Michigan demostró que cualquier tipo de angustia y tristeza puede hacerte sentir un gran dolor físico. En el estudio, se examinaron imágenes cerebrales de algunos voluntarios; primero con una quemadura leve y luego una imagen de su ex pareja. Aunque suene increíble, se determinó que una infidelidad en ocasiones puede ser más dolorosa que algunas lesiones físicas. 


4- El género influye en la reacción a una infidelidad



En el 2009 la Universidad de Toronto analizó a 130 personas, pues se pensaba que los hombres sentían más culpa por la infidelidad emocional y las mujeres por la infidelidad física. Curiosamente los estudios demostraron que era al revés, las mujeres se sienten más afectadas por la infidelidad emocional y los hombres por la idea de que otra persona se haya acostado con su pareja. 

3- Es como finalizar con una adicción 


Ya que el amor es adictivo, cortarlo también puede ser muy complicado y doloroso. Especialistas de la Universidad de California en Berkley demostraron que el amor, especialmente en sus primeras etapas liberan ciertas hormonas que provocan bienestar y enorme satisfacción. Por la misma razón, un rompimiento genera, además de tristeza, muchísima ansiedad. 

2- Pueden desarrollarse obsesiones 


Según la revista “Psychology Todayu, las mujeres en especial, recurren a una práctica psicológica conocida como “rumiación” donde se da la tendencia de pensar de manera repetitiva sobre las causas, factores y consecuencias” de la infidelidad. Por su parte, el Colegio de Medicina Albert Einstein demostró que las personas que habían terminado con alguien a quien amaban sólo activaban áreas del cerebro relacionadas a la dopamina y adicción, mientras que la infidelidad provoca una obsesión con la traición, así mismo, también se demostró que las mujeres sienten más culpa cuando son infieles que los hombres y esto es debido a su cultura. 

1- Mejores decisiones a futuro 


Otros de los estudios que se han realizado han demostrado que las infidelidades vienen acompañadas de un aprendizaje en quien las sufre. 5705 mujeres participaron en la investigación y se concluyó que entre 6 y 12 meses después de un engaño, las personas traicionadas aprendieron a elegir mejor a sus parejas. 


Recomendados
Recomendados